Comunidades cultoras del patrimonio inmaterial de O´Higgins comparten sus preocupaciones con el Subsecretario de Patrimonio

Durante dos días 10 y 11 de enero últimos el Subsecretario del Patrimonio Cultural, Emilio de la Cerda, junto a la Seremi de las Culturas, las Artes y el Patrimonio en O´Higgins, Lucía Muñoz, realizaron un recorrido por distintas localidades de la región. Además, el Subsecretario realizó una charla y diálogo abierto con actores locales para profundizar en el Proyecto de Ley de Patrimonio que tiene como uno de sus ejes la descentralización.

En el marco de la agenda territorial que el Subsecretario de Patrimonio Cultural, Emilio de la Cerda, desarrolló en la región del Libertador Bernardo O´Higgins, los días 10 y 11 de enero últimos, se reunió con las comunidades cultoras de dos prácticas de la región incluidas en el Registro de Patrimonio Cultural Inmaterial en Chile: la tradición salinera de los territorios de Cáhuil, Barrancas, Lo Valdivia y Yoncabén y el Modo de vida del campesino de Larmahue y su vinculación con el medio ambiente a través de las ruedas de agua de Larmahue.

Acerca de su encuentro en el galpón comunitario de la Asociación de Salineras y Salineros de Chile, ubicado en el sector de Lo Valdivia, de la comuna de Paredones,  De la Cerda comentó que “conocimos la faena y después mantuvimos un diálogo abierto con la comunidad para revisar los desafíos de esta manifestación cultural, los que se relacionan con la propiedad de suelo, las dificultades de comercialización por ser sal no yodada, las condiciones laborales y previsionales, asuntos medioambientales, entre otros”.

Verónica Pérez, salinera de tradición en las faenas de Lo Valdivia, junto a otros cultores salineros.

El Subsecretario de Patrimonio reconoció que “son problemáticas diversas” las que afectan a los cultores y por eso consideró “muy relevante la mesa de coordinación intersectorial que se ha armado a instancias de la Seremi”. “Este año lo que viene es apoyar como Ministerio la elaboración del plan de salvaguardia de esta tradición, que define acciones para su protección y conservación que son acordadas por los mismos salineros”, expresó la autoridad.

Al ser consultada por Portal Patrimonio Verónica Pérez, salinera de tradición presente en la reunión, dijo que “la visita fue de gran importancia tanto para mí como para los demás asistentes.   Se habló sobre las irregularidades de los supuestos dueños de las salinas con los salineros. En el desamparo que quedan las familias cuando algún miembro fallece, sus derechos a salud y jubilación. También se habló del problema de los terrenos salitrosos donde algunos se han adueñado por sí solos, en forma arbitraria, cuando debieran pertenecer a bienes nacionales, ya que son terrenos inundables”.

En la ocasión, se presentó además el estudio orto-fotogamétrico de las salinas de Cáhuil, Barrancas, Cabecera y Lo Valdivia, que desarrolló el Consejo de Monumentos Nacionales.

Tras la visita a las salinas, las autoridades se trasladaron a la comuna de  Pichidegua para compartir y escuchar a la comunidad identificada que representa el Modo de vida del campesino de Larmahue y su vinculación con el medio ambiente a través de las ruedas de agua de Larmahue. En ese espacio se plantearon distintos factores que afectan la práctica como la contaminación del canal o la regularización de derechos de agua.

Esta manifestación me parece magnífica, las ruedas resaltan por su belleza y al mismo tiempo son funcionales y sustentables. Se trata de un patrimonio material e inmaterial de alto valor y es un privilegio poder escuchar en profundidad a la comunidad y ver cómo podemos aportar”, sostuvo Emilio de la Cerda.

Entre los cultores presentes estuvieron  Arturo Lucero, reconocido en 2014 como Tesoro Humano Vivo, por ser uno de los últimos constructores y reparadores de las “ruedas de agua de Larmahue” y José Eduardo Huerta, constructor de ruedas y artesano que se ha especializado en las réplicas de las técnicamente llamadas “azudas” desarrollando una estética y estilo propio.

Otras visitas en la agenda

La visita de dos días del Subsecretario del Patrimonio Cultural Emilio de la Cerda, a la región de O´Higgins tenía como el propósito -además de visitar a las comunidades cultoras de patrimonio cultural inmaterial- conocer en terreno, revisar y analizar proyectos patrimoniales relevantes para la zona.

En primer lugar, las autoridades se reunieron con el Intendente Juan Manuel Masferrer con quien conversaron sobre la proyección del patrimonio cultural de la región y sobre algunas iniciativas concretas como una eventual Biblioteca Regional y el avance y desafíos pendientes para la restauración de templos parroquiales en Codegua, Coinco, Zuñiga y San Fernando.

Luego se trasladaron a la ex cárcel de San Fernando, Monumento Nacional de gran riqueza patrimonial y memoria histórica- muy dañado por el terremoto de 1985 y el de 2010- y que requiere un proyecto de uso y recuperación. El recorrido prosiguió en Rengo para conocer la Estación de Ferrocarriles, Av  Bisquertt y la Plaza de Armas, todos hitos de un sector que hace años postula como zona típica; y después a Lolol, donde de la mano del alcalde y el gobernador pudieron constatar la recuperación de varios inmuebles como la Parroquia Natividad de María que quedó destruida tras el terremoto de 2010.

La Región de O´Higgins es rica en patrimonio tanto material como inmaterial. El propósito de esta visita fue revisar, conversar con la comunidad y buscar los mecanismos para apoyar desde el Ministerio y junto a nuestras autoridades regionales algunos proyectos de alto valor patrimonial. Uno de ellos es la ex cárcel de San Fernando, lugar notable y con mucha historia que requiere una rehabilitación urgente para devolverlo a la ciudadanía, también vimos en la misma comuna el liceo Neandro Schilling. En Rengo, recorrimos la estación de ferrocarriles, un espacio arquitectónico muy interesante que se encuentra inutilizado desde 2010 y que está en un sector que hace años postula como zona típica, declaratoria que debiera revisarse”, comentó el subsecretario.

También se visitó un terreno, cercano al Museo Regional, el que se visualiza como una buena opción para emplazar una eventual Biblioteca Regional. “En el marco de la puesta en marcha del Ministerio de las Culturas y por especial encargo de nuestra Ministra una de nuestras misiones es velar por las necesidades de infraestructura patrimonial que existen a lo largo del territorio y en esa línea hoy vemos que esta región no cuenta con una Biblioteca de estándar regional, proyecto que estamos revisando y para el que visitamos un terreno en pleno barrio cívico. Allí también podrían situarse las oficinas del Ministerio, reuniendo así la infraestructura y la administración cultural y patrimonial en un solo espacio, lo que sumado al museo refuerza la vocación patrimonial del sector, agregándole valor”.

Finalmente De la Cerda realizó una charla y posterior diálogo con gestores culturales, académicos y la comunidad local sobre el Proyecto de Ley de Patrimonio que el Ministerio de las Culturas ingresará pronto al Congreso. “Uno de los ejes del proyecto será la descentralización decidida en la protección y gestión de patrimonio. Es urgente que las regiones se empoderen y por eso a través de este proyecto proponemos Consejos de Patrimonio resolutivos en cada región, para que estos puedan decidir en materia de intervenciones o declaratorias patrimoniales. Hoy los temas se revisan y deciden en Santiago, lo que debe cambiar. Asimismo, a propósito de casos como el ocurrido en el fundo de San Francisco de Mostazal de propiedad de Raúl Schuler donde se encontraron importantes bienes patrimoniales robados, cabe destacar que este proyecto perfecciona la legislación para el combate del tráfico ilícito de bienes culturales, aumentando las penas, tipificando dicho delito y señalando la creación de un inventario de bienes culturales”.    

Navegación